Envío GRATIS con pedidos desde US$40 - ¡Compra antes del 19/12 y recíbelo a tiempo para Navidad!
37.95

$37.95  $32.26

banner

Rutina de Kegel Laselle

La rutina de ejercicios de Kegel Laselle™ es la opción más avanzada para el fortalecimiento del suelo pélvico de una manera sencilla y eficaz. Mantener los músculos pélvicos en buen estado es esencial para sujetar los órganos abdominales, reducir el riesgo de incontinencia urinaria, preparar y recuperarse del parto, así como para mantener la capacidad de tensión muscular y mejorar las sensaciones en las relaciones íntimas.

Este kit de entrenamiento completo incluye 3 ejercitadores de Kegel de distintos pesos que pueden usarse individualmente o combinados para fortalecer y tonificar progresivamente y de manera efectiva el suelo pélvico. Introducidas a unos 2 cm de la entrada vaginal, las esferas proporcionan un objeto sólido con peso para contraer la musculatura y poder realizar de forma cómoda la rutina de ejercicios.

Fieles al método original del Dr. Kegel, nuestros ejercitadores poseen un avanzado diseño que te permite perfeccionar la técnica correcta de elevar y apretar los músculos pélvicos. Progresar a pesos mayores y combinar los ejercitadores para lograr una rutina más avanzada aseguran un entrenamiento efectivo y cómodo del suelo pélvico. Fáciles de usar, discretos y completamente seguros para el cuerpo, los ejercitadores de la rutina de Kegel Laselle™ te ayudarán a conseguir una mejor salud íntima.

5 razones por las que adorarás entrenar con Laselle™

  • Fabricados en 100% silicona biocompatible
  • Un entrenamiento sencillo con pesos progresivos
  • Hasta 6 combinaciones de peso
  • Resultados rápidos y efectivos
  • Entrenamiento completamente adaptado a ti

Cuidado integral de tu suelo pélvico

Tu musculatura pélvica es imprescindible para controlar la vejiga y el intestino, disfrutar de un embarazo saludable y preservar la fortaleza vaginal. Problemas de salud comunes como la incontinencia urinaria, la pérdida de tensión vaginal o la debilidad pélvica, ahora se pueden controlar y superar. Dado que 1 de cada 3 mujeres padecen algún problema de suelo pélvico, cuidar tu salud íntima es primordial como parte de tu salud integral.

pic

La Rutina de Kegel Laselle™ ofrece beneficios para la salud a mujeres de todas las edades

pic
Cualquier mujer a cualquier edad*
• Prevenir y superar la incontinencia
• Prevenir y reducir los síntomas del prolapso genital
• Tonificar y reforzar los músculos para mejorar las relaciones íntimas.
pic
Futuras madres*
• Fortalecer y preparar los principales músculos involucrados en el embarazo
• Mantener la continencia urinaria durante el embarazo
• Mejorar la recuperación del suelo pélvico en el postparto
pic
Nuevas madres*
• Recuperar y restaurar la fortaleza del suelo pélvico
• Fortalecer y tonificar los músculos para aumentar la tensión pélvica
pic
Pre y post menopausia
• Prevenir y superar la incontinencia
• Prevenir el prolapso pélvico y los síntomas asociados a la menopausia

*Por favor, ten en cuenta que los ejercitadores de Kegel Laselle™ no deben utilizarse durante el embarazo ni inmediatamente después del parto. Si tienes alguna duda o pregunta, consulta siempre con tu médico antes de usarlas.

Rutina de Kegel Laselle™

Afortunadamente, como cualquier otro grupo de músculos también se pueden ejercitar y fortalecer, siendo la rutina de Kegel Laselle la mejor opción para ello, ya que te ayuda a ganar eficazmente una fortaleza pélvica de forma sencilla, cómoda y segura.

Paso 1. Elige el peso correcto para ti

Los Ejercitadores de Kegel Laselle™ están disponibles en pesos progresivos para que las mujeres de cualquier edad ejerciten su resistencia de manera personalizada. Nuestras 3 opciones de pesos te permiten ver y sentir rápidamente tus progresos. Sólo tienes que elegir el peso que mejor se adapte en cada momento a tus necesidades personales.

  • 28g
    Resistencia baja

    Ideal para mujeres con un suelo pélvico débil o para principiantes
  • 38g
    Resistencia moderada

    Recomendado para las mujeres que ya han practicado ejercicios Kegel sin peso
  • 48g
    Resistencia alta

    Para quienes ya han practicado ejercicios Kegel con peso y desean el entrenamiento más avanzado
Paso 2. Prepárate para un ejercicio cómodo

Con nuestros ejercitadores Laselle™ siempre deberías sentirte cómoda. Lleva a cabo las preparaciones que te mostramos a continuación para una experiencia Laselle™ sencilla y efectiva.

Localiza tus músculos del suelo pélvico:

Inserta unos 2 cm. un dedo lubricado para notar tu musculatura pélvica. Apoya tu dedo en las paredes internas mientras aprietas y elevas ano, uretra y vagina para poder sentir la contracción de los músculos pélvicos. Los movimientos de los ejercicios Kegel son similares a los que se realizan para soltar y detener el flujo urinario.

Consejo: Cada ejercitador Laselle™ posee una bola interna que emite
ligeras vibraciones durante el movimiento, lo cual permite sentir si el ejercitador está bien colocado.
Introduce el ejercitador Laselle™:

Debes limpiar tu Laselle™ antes y después de cada uso, preferiblemente con una solución fabricada para este propósito, como el Limpiador de Accesorios Íntimos de Intimina. Sujeta el cordón de extracción para mantenerlo fuera del cuerpo e introduce el ejercitador Laselle™ unos 2 cm. de la entrada vaginal, usando un lubricante de base acuosa para facilitar una cómoda inserción. Ten en cuenta que si introduces demasiado a fondo tu Laselle™, es probable que no puedas ejercitar correctamente la musculatura vaginal.

Encuentra la posición más cómoda para ti:

Recomendamos que las principiantes o aquellas mujeres que posean un suelo pélvico débil comiencen en posición recostada, ya que de esta manera se ejercitarán correctamente los músculos con un menor esfuerzo. Para conseguir mejores resultados, deberías poder usar los ejercitadores cómodamente mientras estás de pie, lo cual facilitará la máxima contracción de elevación.

pic
Paso 3. Comienza tu rutina de entrenamiento de Kegel Laselle™

Fieles al método original del Dr. Kegel, nuestros ejercitadores hacen gala de un avanzado diseño que te permite perfeccionar la técnica correcta de elevar y apretar los músculos pélvicos.

Encuentra tu propio ritmo de entrenamiento:

La clave para una rutina de entrenamiento de Kegel efectiva es no forzar tu cuerpo y sentirte cómoda en todo momento. Cuando empieces tu entrenamiento de Kegel, es importante que dediques la misma cantidad de tiempo a los pasos 2 y 4: si mantienes, por ejemplo, la contracción muscular durante 6 segundos, deberás descansar durante otros 6 segundos. No obstante, en la medida que adquieras más fortaleza, podrás acortar el tiempo de descanso antes de repetir de nuevo el ejercicio según consideres necesario.


Al principio, para poder medir tu capacidad, te recomendamos que alternes 2 segundos de contracción con 2 segundos de descanso. A medida que vayas progresando y comiences a sentirte más cómoda, aumenta paulatinamente 2 segundos en cada tanda. Para las rutinas más avanzadas, deberás ser capaz de mantener las contracciones durante 10 segundos.

pic
Una correcta respiración al realizar ejercicios ayuda a que los movimientos sean más armoniosos, y permite crear un ritmo más agradable para una rutina mucho más eficiente.
Nuestra guía de entrenamiento Laselle™ es sencilla. Para comenzar el entrenamiento de Kegel simplemente debes seguir el diagrama siguiente:

1. Contrae los músculos del suelo pélvico y eleva el/los ejercitador(es).
2. Mantén la contracción durante 2-10 segundos mientras respiras profundamente.
3. Suelta la contracción.
4. Descansa y relájate al menos durante el tiempo que has estado manteniendo la contracción o tanto tiempo como necesites antes de repetir el ejercicio.

En cada serie de ejercicios deberías realizar 10 repeticiones; si te resultan demasiadas, redúcelas a la cantidad con la que te sientas cómoda.


Para un entrenamiento eficaz, haz 3 series de ejercicios Kegel por semana en días alternos.

Para realizar los ejercicios de Kegel correctamente, no tenses el abdomen, no aprietes las nalgas ni empujes hacia abajo mientras contraes.
Consejo: Dos maneras sencillas de comprobar si estás realizando tus ejercicios de Kegel correctamente: Puedes introducir un dedo lubricado para sentir la parte inferior de la bola Laselle™ mientras se eleva o bien usar un espejo que te permita ver cómo el cordón de extracción se mueve hacia arriba con cada contracción.
Paso 4. Ve más allá con Laselle™

Progresar en los ejercicios de Kegel es esencial para lograr un fortalecimiento más efectivo. Si avanzas paulatinamente con nuestras 3 opciones de peso, podrás ir aumentando la fuerza de tu suelo pélvico.

pic
¿Durante cuánto tiempo deberías realizar la Rutina de Kegel Laselle™?

Los músculos del suelo pélvico, al igual que cualquier otro grupo de músculos, requieren de una ejercitación regular que les permita mantenerse en buena forma. Esta es la razón por la que recomendamos que las mujeres continúen practicando la Rutina de Kegel Laselle™ para siempre.

¿Durante cuánto tiempo deberías continuar tu entrenamiento con Laselle™?

Recomendamos que primero elijas un peso acorde a tu nivel. Si después de 2-3 semanas los ejercicios ya no te exigen esfuerzo y ya has realizado todo lo descrito en estas instrucciones para avanzar en tu rutina, ello es señal de que estás lista para pasar al siguiente nivel. Por ejemplo, si has utilizado un ejercitador de 28 g. durante 2-3 semanas y te sientes suficientemente cómoda con la dinámica de ejercicios, puedes empezar a entrenar con un ejercitador de 38g.


Para el nivel más avanzado
Aquellas mujeres que están usando un ejercitador de 48g. y buscan un entrenamiento más avanzado tienen la opción de incrementar el peso utilizando dos ejercitadores unidos. Por ejemplo, puedes combinar un Laselle™ de 48g. con otro de 28g., 38g. o 48g. enlazando sus cordones de extracción. ¡Mantente en buena forma con nuestras combinaciones de pesos!

Cómo unir tus ejercitadores:
pic

Observa que todos los ejercitadotes Laselle™ tienen una pequeña cavidad en el extremo opuesto al cordón. Simplemente, pasa el cordón de uno de ellos por la cavidad del otro y atraviesa después el primero por el lazo resultante. Tira con firmeza para asegurarte de que los ejercitadores quedan unidos de manera segura. Introdúcelos de uno en uno, usando un lubricante con base acuosa para facilitar la inserción.


Dado que cada mujer progresa a diferente velocidad, es importante que tú te ejercites a tu propio ritmo y sintiéndote siempre cómoda. Dependiendo de tu capacidad y de la fortaleza de tu suelo pélvico, te llevará más o menos tiempo poder incrementar el peso.

Por favor, ten en cuenta que los consejos ofrecidos por Intimina pueden no ser aplicables en tu caso particular. Los ejercitadores de suelo pélvico no deben utilizarse durante el embarazo ni en primeras etapas de la recuperación post-parto. Asimismo, las mujeres que se sometan a cirugía genitourinaria o pélvica deberán esperar al menos seis semanas antes de poder usarlos. Para cuestiones específicas relacionadas con tu salud, consulta siempre con tu médico.

Los músculos de tu suelo pélvico, al igual que cualquier otro grupo de músculos, deben ejercitarse para mantenerse fuertes y sanos. La rutina de Kegel Laselle™ es la única guía completa de entrenamiento que se adapta a tus necesidades personales.

Cada set incluye 3 ejercitadores de Kegel con pesos progresivos que pueden utilizarse individualmente o combinarse entre sí, hasta 6 combinaciones de peso. Aumentar el peso y luego combinar varios ejercitadores para conseguir mayor fortalecimiento, te permitirá ver y sentir rápidamente el avance que has conseguido.

Combinaciones de peso

¿Qué son los ejercicios de Kegel?

Los ejercicios de Kegel, llamados así en honor al Dr. Arnold Kegel, consisten es contraer y relajar los músculos que forman parte del suelo pélvico (llamados comúnmente los "músculos de Kegel"). Uno de los más conocidos es el músculo pubocoxígeo o músculo PC que abarca desde el coxis hasta el pubis. Fortalecerlos brinda una amplia gama de beneficios, ya que estos músculos son responsables de muchas funciones, como el control de la orina, vagina e intestinos. Por lo tanto, los ejercicios de Kegel tienen como objetivo trabajarlos para tener mayor control de estos órganos tan esenciales.

¿Por qué son importantes los músculos del suelo pélvico?

Los músculos del suelo pélvico proporcionan soporte al útero, el intestino y la vejiga, al mismo tiempo que controlan los delicados músculos de la zona rectal y la uretra. La inactividad muscular, el envejecimiento y el esfuerzo extremo durante el parto debilitan el suelo pélvico, lo que puede derivar en incontinencia urinaria e intestinal o prolapso genital. Ejercitar la musculatura pélvica con regularidad te ayuda a tener mayor control de estos importantes músculos, además de mejorar tu sensibilidad durante las relaciones íntimas.

¿Cuáles son los beneficios de realizar la rutina de Kegel Laselle™ en vez de un entrenamiento sin ejercitadores?

La rutina de Kegel Laselle™ te permite un entrenamiento más fácil y efectivo. Los ejercitadores son esferas de distinto peso que debes apretar contrayendo tu músculo PC (músculo pubocoxígeo), lo que te ayuda a localizarlo y ejercitarlo con mayor eficacia. Por otra parte, las esferas internas responden a tu movimiento natural, emitiendo sutiles vibraciones cinéticas que favoreceren la contracción muscular. Además, para que aumentes la resistencia, los ejercitadores pueden enlazarse entre sí añadiendo peso y permitiéndote crear una rutina de ejercicios a tu medida.

¿De qué materiales están fabricados los ejercitadores, son seguros para el cuerpo?

Han sido especialmente fabricados para tu zona íntima con el fin de ser seguros, suaves y muy cómodos de usar. Los ejercitadores están completamente fabricados en silicona sin ftalatos y ABS aptos para el cuerpo. La cuerda de extracción bactericida, el cuerpo de silicona no porosa y las anillas externas de plástico ABS garantizan que los ejercitadores sean higiénicos y fáciles de limpiar.

¿Cómo debo introducir los ejercitadores?

Introducir los ejercitadores es sencillo; encuentra una posición cómoda e introduce el ejercitador por completo dentro de la vagina, aplicando un poco de lubricante a base de agua, si lo necesitas. No es necesario empujar el ejercitador muy adentro, unos 2 cm son suficientes para que esté colocado correctamente. Si vas a utilizar más de una esfera, sigue el mismo método, únelos e introduce primero un ejercitador y luego el otro con el cordón de extracción hacia afuera. Mantén una respiración relajada y con un movimiento firme pero suave introduce las esferas dentro de la vagina.

¿Cómo debo extraer los ejercitadores?

El cordón de extracción hace que los ejercitadores sean tan fáciles de extraer como de introducir. El cordón mide 7 cm para facilitar la extracción y debes asegurarte de que parte de él sobresalga de la vagina cuando introduzcas el ejercitador. Para extraerlo, sujeta el cordón de extracción y tira de él hacia fuera, despacio pero con firmeza. Si el ejercitador no sale con facilidad, prueba a sentarte como si fueras a orinar, relaja tu cuerpo y tira del cordón con más fuerza.

¿Puedo utilizar más de una esfera?

Los ejercitadores se pueden combinar para proporcionar una rutina de ejercicios más variada y completa. Enlázalos pasando uno de los cordones de extracción por la hendidura de la otra esfera. Las distintas combinaciones de peso te permiten tener un entrenamiento personalizado adaptado a tus necesidades. Al unir los ejercitadores, la gravedad obligará a tus músculos a trabajar más, consiguiendo un entrenamiento más exigente y completo.
Experimenta con las esferas hasta que encuentres una combinación que sea cómoda, pero represente un reto para ti. No fuerces tu cuerpo; si el peso resulta excesivo o notas alguna incomodidad, extrae los ejercitadores y elige una opción menos pesada.

¿Cómo debo limpiar los ejercitadores?

Limpia tu ejercitador antes y después de cada uso, con jabón antibacteriano y agua o con un producto formulado para este fin como nuestro limpiador de accesorios íntimos. Sécalo con una toalla o un paño que no deje pelusa. Nunca utilices limpiadores que contengan alcohol, petróleo o acetona, ya que estas sustancias pueden alterar tu equilibrio natural además de dañar el cuerpo de silicona del ejercitador.

¿Los ejercitadores pueden ayudar a prepararme para el embarazo?

La rutina de Kegel Laselle™ te ayuda a fortalecer los músculos que sostienen el canal de parto y controlan las contracciones. Un entrenamiento de Kegel periódico, complementado con los ejercitadores, puede ayudar a prevenir las complicaciones causadas por debilidad en los músculos del suelo pélvico. Debido a la presión añadida en esta zona durante el embarazo, es ideal crear el hábito de utilizar diariamente los ejercitadores Laselle™ antes de quedarte embarazada para fortalecer estos importantes músculos y preparar tu cuerpo.

¿Puedo realizar la rutina de Kegel Laselle™ durante el embarazo?

Se aconseja que las mujeres eviten introducir cuerpos extraños dentro de la vagina cuando están embarazadas, ya que aumentan las posibilidades de tener una pérdida o una ruptura prematura de las membranas. Si tienes cualquier pregunta, por favor, consulta siempre a tu médico.

¿Puedo usar la rutina de Kegel Laselle™ al poco de dar a luz?

Las mamás recientes deben esperar hasta haberse recuperado del parto antes de empezar a utilizar KegelSmart, normalmente 6 semanas después de haber dado a luz. Habla con tu médico antes de empezar a hacer cualquier rutina de ejercicios.

¿Me ayudarán a recuperar la salud pélvica después de dar a luz?

Los ejercicios de Kegel se suelen recomendar en la recuperación postparto, aunque se sugiere empezar los ejercicios con un ejercitador poco pesado y progresar a una rutina con mayor resistencia según tus músculos vayan recuperando su fortaleza. Es importante que te tomes el tiempo necesario para la recuperación natural del postparto antes de comenzar una rutina de ejercicios. Si tienes alguna pregunta sobre cuándo es el momento adecuado para volver a empezar a ejercitar, por favor, consulta siempre con tu médico.

¿Puedo llevar el ejercitador mientras duermo?

Recomendamos su uso cuando estés activa, ya que es cuando los músculos están estimulados para ejercitarlos.

¿Con qué frecuencia debo hacer los ejercicios?

Como con cualquier rutina de ejercicios, la constancia es importante. Laselle™ puede usarse de manera discreta en cualquier momento, ¿por qué no intentar llevar el ejercitador en las actividades cotidianas en las que te mueves?

¿Qué debo hacer si los ejercicios se vuelven demasiado fáciles?

Cuando los ejercicios te resulten demasiado fáciles, puedes aumentar la resistencia utilizando un ejercitador más pesado o enlazando varios para personalizar tu rutina.

¿Cuándo empezaré a notar los resultados de los ejercicios?

Los resultados variarán en función del estado previo de tu suelo pélvico. Como cualquier rutina de ejercicios, la constancia es importante. Laselle™ complementa los ejercicios regulares del suelo pélvico, ya que puedes llevarlos en cualquier momento del día mientras estás ejercitando el grupo correcto de músculos. Del mismo modo que cuando tonificas cualquier otro músculo, notarás un progreso mayor según la constancia de tu rutina de ejercicios.

¿Dónde debo guardar el ejercitador?

La rutina de Kegel Laselle™ incluye una bolsita antibacteriana, el lugar perfecto para guardarlo mientras no lo estés utilizando.

¿Qué estándares de seguridad tiene la rutina de Kegel Laselle™?

Todos los productos de Intimina cumplen con los estándares de la UE y los EEUU

  • Suscríbete ¡Te recompensamos!
  • Apúntate hoy a nuestra newsletter.
  • Disfruta de un 10% de descuento
    en tu primer pedido.
  • *Correo electrónico
  • *Cumpleaños
  • *Campo requerido
     Sólo para usuarios que se registran por primera vez
     Condiciones de uso