5 preguntas que todas nos hacemos sobre nuestras vaginas

Desde el primer vistazo que, de adolescentes, echamos a nuestras partes íntimas (generalmente de cuclillas sobre un espejo y completamente ojipláticas) nos ha preocupado que nuestra vagina no sea exactamente igual a todas los demás: si no es su apariencia, es olor, su picor, o esa implacable mancha en nuestra ropa interior ¡t-o-d-o!

Con tantos tabúes y estigmas alrededor del cuerpo femenino y sus funciones corporales, todavía nos cuesta hacer esas preguntas que a todas nos ronda en la cabeza. Pero aquí está INTIMINA, tu guía espirivaginal, para responder a 5 de las preocupaciones más comunes que las mujeres tenemos sobre nuestras partes pudendas.

Apariencia – ¿Es mi vagina normal?

La preocupación más grande para las mujeres es si su vagina, o mejor dicho, su vulva, es “normal”. La respuesta es no, no lo es ¡porque no hay una definición de “vagina normal”!

En un estudio realizado por la Revista Internacional de Obstetricia y Ginecología, 50 mujeres dejaron que se tomaran medidas de su vagina y vulva para llegar a la conclusión de que “las mujeres varían ampliamente en las dimensiones de sus genitales”.

A pesar de la idea predominante extendida por los medios de comunicación (léase entre líneas: el porno), la realidad es que la vulva, sus labios mayores y menores pueden venir en todas las formas, tamaños y colores. Como señala el estudio anterior, “con la notable disponibilidad de pornografía en la vida cotidiana, las mujeres y sus parejas sexuales están cada vez más expuestas a imágenes idealizadas y altamente selectivas de la anatomía genital femenina”, cuando en realidad alrededor de la mitad de las mujeres tiene uno de los labios menores más largo que sus labios mayores, y prácticamente ninguna vulva es totalmente simétrica.

Así que antes de preocuparte por la apariencia de tu vulva o incluso pedir disculpas por ello (porque más de una lo hace), echa un vistazo a esta impresionante galería de vulvas y labias en toda su gloria y variedad infinita ¡y quítate los complejos!

Olor –  Mi vagina huele raro…

¡A tí y a mí, chata! Es que ninguna vagina huele a rosas, no importa las veces que te duches o cuánto perfume le eches (por cierto, deja de hacerlo ahora mismo) ¿Por qué? Porque tu vagina está ocupada en mantener su complejo ecosistema natural de bacterias buenas y el pH de tu flujo equilibrados, pudiendo emitir un olor ligeramente almizclado, pero saludable.

Los ginecólogos informan que una vagina normal y saludable se puede oler a un palmo de distancia. Ahora, después de una sesión de  gimnasio particularmente vigorosa, tu aroma puede ser un pelín más fuerte del habitual. Durante el periodo, también puedes experimentar un olor un tanto desagradable, como resultado de la sangre menstrual oxidada en tu compresa o tampón. Esto se puede evitar usando una copa menstrual, ya que ésta crea un sello hermético con las paredes vaginales y recoge el fluido menstrual en lugar de absorberlo.

¿Moraleja? El olor es algo de lo que preocuparse solo si no es el habitual o viene acompañado de ardor, picor o un flujo anormal, en cuyo caso debes contactar con tu médico.

Bienestar – ¿por qué pica?

Por muchas razones. Tantas que tuvimos que recopilarlas en el artículo “¿Qué causa el picor vaginal?“. Pero la razón más común para ese picor son las hormonas y sí, es totalmente normal.

Durante el ciclo menstrual, las progesterona y estrógeno bajan en los días que preceden al periodo cuando tu cuerpo declara: “No, ¡no está embarazada!” Cuando estas hormonas bajan, las finas paredes del canal vaginal se inflaman causando sensación de picazón. Esto puede ocurrir hasta 10 días antes de que tu menstruación comience y puede durar también durante ella.

Para minimizar el picor, deshazte de esos pantalones vaqueros ajustados y elige ropa más holgada, y evita una protección para el periodo absorbente, que compromete tu lubricación natural.

Si sientes que ese picor es constante e interrumpe tu vida cotidiana, o se combina con otros síntomas visita a tu médico.

Flujo vaginal – Mi ropa interior RARAMENTE se mantiene limpia

¿No recuerdas la última vez que tu ropa interior estuvo libre de manchas? Adivina… Nos pasa a todas.

Como se dijo antes, la vagina trabaja duro para mantener el delicado ecosistema de buenas bacterias equilibrado para mantenernos sanas por debajo del ombligo. Para mantener un pH óptimo de 4,5 nuestra vagina cuenta con un sofisticado sistema de autolimpieza que funciona con secreciones naturales también conocido como flujo vaginal ¡bomba va!

Los cambios en la apariencia a lo largo del ciclo menstrual son normales, pero generalmente son blancos o incoloros y no suelen tener olor. Si notas un cambio drástico en la apariencia u olor de tu flujo, tu cuerpo podría estar tratando de decirle algo.

Sexo – a veces resulta doloroso y me es difícil de alcanzar el orgasmo

Aunque el sexo tiene la fama de ser delicioso de principio a final, la realidad es que no siempre es así, ya que mujeres experimentan un ardor más allá del sentido figurativo.

La incomodidad o el dolor durante el sexo es, por lo general, debido a la falta de lubricación vaginal. Esto puede ocurrir por falta de preliminares, que estás estresada, o no suficientemente relajada. Es importante recordar que, cuando se trata de sexo y ponerte a tono, tu cerebro juega un papel súper importante en el establecimiento del ambiente psicológico y fisiológico perfecto. Por eso, si estás pensando demasiado o no te centras lo suficiente en la tarea, tu cerebro va a perder el interés y no te va a ayudar a llegar a donde quieres ir. Siempre puedes usar un lubricante o hidratante femenino para pasar a la acción y hacer las cosas más cómodas y agradables.

Si piensas que alcanzar el orgasmo queda siempre fuera del alcance, puedes considerar dedicar más atención a tu clítoris o adquirir un masajeador personal para un poco de estimulación adicional.

Las inseguridades relacionadas con nuestras vaginas, nuestros cuerpos y nuestras vidas sexuales suelen ser el resultado de una desinformación y, a veces, de malentendidos. Si pasamos más tiempo hablando abiertamente de nuestros cuerpos en vez de preocuparnos innecesariamente por ellos, nos daremos cuenta de que gran la mayoría de las cosas que creemos “anormales” son, en realidad, totalmente naturales y saludables.

 

Por favor ten en cuenta que los consejos ofrecidos por Intimina pueden no ser apropiados para tu caso en particular. Consulta siempre con tu médico si tienes preocupaciones específicas relacionadas con tu salud.

2 thoughts on “5 preguntas que todas nos hacemos sobre nuestras vaginas

  • Hola, yo uso la copa menstrual compact y cuando se me llena 3/4 partes me empieza a perder..sin que este llena del todo, me pueden decir porque pasa esto?

    Gracias

    • ¡Hola, Wanda! Si tu copa no está muy llena, entonces no tienes un sello de vacío que evita fugas y que tu copa se mueva. Hay diferentes pliegues para probar durante la inserción. Una vez que tu copa esté dentro de tu vagina, es necesario que se abra bien y forme un sello con tus paredes vaginales: aprieta la base varias veces y/o muévela de un lado a otro usando la base. Otra alternativa es pasar un dedo limpio entre tu copa y tu vagina para ver si hay pliegues. Verás que tienes un sello si tiras de tu copa y no se mueve. Aquí hay más información: https://www.intimina.com/es/blog/como-evitar-fugas-copa-menstrual/

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

  • SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER Y RECIBE UN 20% DE DESCUENTO

  • Recomendado
    Black Friday: Copas Menstruales y Ejercitadores Pélvicos a precios irresistibles
    7 cosas que pasan al dejar la píldora anticonceptiva
    Trucos para evitar las fugas en tu copa menstrual
  • SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER Y RECIBE UN 20% DE DESCUENTO